bannerweb

Tips de Belleza con Miel

La miel contiene una gran cantidad de nutrientes: una porción de apenas 100 gramos posee carbohidratos, potasio, fósforo y sodio. Aunque en menor proporción, esta sustancia creada por laboriosas abejitas en su panales también incluye una cantidad considerable de proteínas, hierro y cobre. Los antiguos egipcios adoraban la miel como un producto mágico, de grandes cualidades curativas y, por su parte, la medicina china la utiliza para neutralizar las toxinas que circulan por el cuerpo humano, para equilibrar las funciones del hígado, y aliviar dolores musculares en general. En Occidente también se la aprecia y mucho, entre otras cosas, como ingrediente natural de belleza.

Tener la piel suave y sedosa es el sueño de muchas, sin dudas, por eso qué mejor que tomar nota de deliciosas y exquisitas recetas pero no gourmet, si no de belleza.


Mascarillas rejuvenecedoras

Con limón y miel.
Una de las mascarillas más utilizadas por su probada efectividad es la que une la miel con el limón. Y a en el número anterior vimos lo beneficioso que es éste elemento, pero ahora asociado con el producto de las abejas. También es usada como remedio casero para infecciones en la garganta, hoy optamos por aplicarla como elixir de belleza, recomendable para pieles mixtas y levemente grasas. Mezcle dos cucharadas soperas de miel con dos cucharaditas de jugo de limón, aplique uniformemente sobre el rostro, siempre evitando las zonas irritables como la de los ojos y nariz. Deje actuar de 5 a 10 minutos. Retire inmediatamente con agua tibia si hay algún ardor. Si le apreció algún granito nada mejor que duplicar la cantidad de limón y topicar (colocar en la zona) exclusivamente sobre la pústula o barrito, acelerará el proceso de curación.

Arcilla
La miel y la arcilla hacen una combinación excelente en lo que respecta a la higiene del cutis. La arcilla se compra en las algunas dietéticas y droguerías, tenga en cuenta que para las proporciones a utilizar los mejor será que este “barro”, como también lo llaman, no supere a la cantidad de miel para que la mascarilla se adhiera a la piel sin problema.

Miel y avena
Exfoliante y limpiadora Mezcle 1/4 taza de avena y una cucharadita de miel. Si quiere puede ponerle también dos cucharadas de yogur natural. Aplíquelo sobre la piel limpia y húmeda durante unos 15 minutos.

Con huevo y palta
Las mujeres después de los 50 años, con el proceso de la menopausia, suelen notar que su epidermis se reseca con facilidad, para combatir este síntoma del paso del tiempo, además de beber la mayor cantidad de agua mineral diaria posible (dos litros es lo ideal, todo el año), una mascarilla nocturna que incluya cucharada de miel y un huevo ayudarán a humectar la piel deshidratada y seca.

Extra-humectante:
Lleva media palta chica, una yema de huevo, diez gotas e aceite de oliva y una cucharadita de miel. Batir bien el huevo con un tenedor, añadir la palta y el resto de los ingredientes. Mezclar bien hasta formar una pasta uniforme. Aplicar y dejar por 10 minutos.

Anti-age
Para afirmar la piel temporalmente y disminuir el tamaño de los poros, el siguiente preparado es muy recomendable. Sin embargo, en pieles secas esta mascarilla puede dar sensación de más tirantez por lo que no se recomienda. Batir la clara de un huevo, con una cucharadita de miel y aplicar la mezcla sobre la piel limpia. Dejar por 10 minutos y eliminar con agua al tiempo o ligeramente tibia.

Con banana y huevo
De gran poder humectante, revitaliza y nutre la cara. Lleva una clara de huevo, media banana y diez gotas de miel. Se mezcla y debe aplicarse rápida y uniformemente sobre la piel.

Tips de aplicación

  • Limpie el cutis, jamás se debe aplicar mascarillas sobre una epidermis que ostenta la acumulación de toxinas del ambiente residuos de maquillaje, o transpiración. De lo contrario, será infructuoso e resultado esperado, ya que la mascarilla no va a penetrar.
  • Tomarse el tiempo necesario, y no hacerlo a las apuradas. La aplicación y posterior absorción son los pasos clave de estos tratamientos, si no lo hace, el resultado no será tan positivo como es de esperar en un tratamiento de belleza.
  • Al retirar el preparado, limpie la cara con agua tibia (mas fría que caliente), no use jabón. Si lo desea puedes ponerse su crema humectante hidratante o contorno de ojos de uso habitual.
  • Tomarse una taza de té de manzanilla o de otras hierbas mientras actúa la mascarilla, la ayudará a relajarse.

Dejar Comentario