bannerweb

Deliciosos Jugos para bajar de peso

Disfrutar un buen vaso de este elixir natural, es una sensación incomparable, y por partida doble: se siente uno muy bien pro darle tantas vitaminas y minerales al cuerpo en pocos sorbos su sabor nos conecta de inmediato con la naturaleza. Como si fuera poco, ayudan a bajar de peso.

Están llenos de sustancias que nos brindan buena salud. Como sucede con los alimentos naturales integrales, las vitaminas y los minerales de las frutas y las verduras se encuentran muchas veces unidos a otros ingredientes que favorecen la absorción. Algo fundamental en cada una de las combinaciones de extractos de frutas que usted conocerá aquí, se relaciona con su ingesta. Los nutricionistas han descubierto que además de beber el jugo, es muy beneficioso comer la parte fibrosa de la fruta, donde también se encuentra gran (o mayor) concentración de vitaminas junto a un importante porcentaje de fibra, elemento que, desde el punto de vista de la alimentación baja en calorías, es un aliado anti kilos que arrastra y barre con las grasas. Por ello, en la medida de lo posible acostúmbrese a agregar al vaso lo que queda en la exprimidora, o, intente comerlo en cucharadas si lo prefiere. Hará además que participe la digestión, y por lo tanto, quemará algunas calorías extra.




Beneficios múltiples
Son un manjar saludable, refrescante e instantáneo: tanto los jugos de fruta como los de verdura nos hacen sentir bien, son placenteros de ingerir por su sabor como por sus efectos beneficiosos en la salud. Entre los nutrientes que suelen poseer los jugos frescos, se destacan el betacaroteno, la vitamina C, el potasio y el fósforo, que se encuentran en niveles muy altos en ciertas frutas y verduras. Otros son el ácido fólico, las vitaminas E, B1, B2, B3, B5 y B6, el azufre, el calcio, el flúor, el yodo y el selenio.

Además aportan al organismo líquido. Como es sabido, el cuerpo está compuesto en su mayor parte de agua. Este elemento tan vital es el componente más importante de la sangre y, como ella es la encargada de alimentar a las células y transportar los desechos, por lo tanto, cuanto más saludable sea la sangre, más sano se encontrará el cuerpo en general. De esta manera, la ingesta habitual de extractos naturales de frutas ayuda a desintoxicar y a aumentar la calidad de vida de las personas que los beben.

Cuando no son frutas que se puedan hacer girar en las jugueras tradicionales, bastará con introducir trozos de la fruta o verdura previamente lavada, pelada y sin semillas en la licuadora o procesadora si no tiene multijuguera , agregue agua y listo!

De naranjas
Es, sin dudas, el más conocido y más bebido diariamente en todo el mundo. Un vaso de él contiene altas dosis de vitamina C, un poderoso antioxidante, un agente antienvejecimiento que nos da la naturaleza. Un vaso de 200 ml aporta sólo 80 calorías, aproximadamente.

Las propiedades del pomelo
Siempre se habla de las naranjas, pero este fruto, más voluminoso, de color amarillo intenso y sabor particular, contiene en su interior importantes dosis de minerales, además de la consabida vitamina C. En él se puede hallar calcio, fósforo, hierro y potasio. La parte blanca de la fruta es rica en bioflavonoides, sustancias que son necesarias para mantener en perfecto estado los vasos sanguíneos y contribuir a la eliminación del exceso de lípidos acumulados en el organismo.

El melón
Tiene un gran contenido de agua, algo que lo convierte en un poderoso rehidratante y depurativo, ideal para combatir la retención de líquidos que tantas mujeres sufren. Además se lo incluye en dietas contra la hipertensión y la obesidad. Es recomendable al comprar uno, quitarle las semillas y reutilizarlas en tizanas o infusiones, que por ser de poco sabor, pueden dejarse enfriar y beberse como refresco.

Uva
Tantos las frescas como las pasas, cuentan con un alto contenido de hierro, el jugo de la uva actúa primero en el hígado, que es donde se produce la mayor energía que el organismo necesita. Además posee vitamina C y algunas variantes del complejo B.

Apio
Como aperitivo salado, entre comidas, un buen jugo de apio calma el hambre y rehidrata, gracias a su contenido de sales minerales. Beba media taza diaria, puede agregarles especias de su agrado, como pimienta, nuez moscada y sal marina.

Frutilla
Muchas personas al bajar de peso rápidamente pierden un importante mineral como es el hierro, Las frutillas poseen un buen porcentaje de él junto a la vitamina C, que además, lo sintetiza muy bien. Dos o tres frutillas por vaso más agua, y si lo desea, jugo de naranjas…simplemente delicioso.

Zanahoria
Muy rica en vitamina A y caroteno, la zanahoria es en la actualidad especialmente recomendada para mantener un buen tono en la piel y para incorporar nutrientes que en las dietas muy severas puede faltar. Su jugo con su pulpa es un poderoso tónico rejuvenecedor.

Mango
Posee antioxidantes, vitamina C y betacaroteno que ayudan a absorber el hierro y a fortalecer el sistema inmunológico. Entonces, beber un vaso de su jugo ayudará a mantener las defensas altas durante y después de una dieta baja en calorías.

En versión batidos:
Calmar la ansiedad entre comidas con un buen batido liviano que no aporte demasiadas calorías, es un hábito mucho más saludable que abrir un paquete de galletitas o tomar gaseosas, por más que sean bajas calorías. Además nos introduce en una nueva rutina, sana y creativa, ya que las recetas para estos cócteles saludables con infinitas.

Tenga en cuenta que puede una vez al día incorporar fruta troceada, leche o yogur descremado, clara de huevo batida y edulcorante, puede lograr así, un batido diet, otra excelente manera de tener una aperitivo y no caer en los prohibidos de toda dieta: pan, galletitas, chocolates y la lista continúa. Ah! Y un toque refrescante que le dará a su copa, es el hielo picado, secreto de todo bartender y profesionales gastronómicos.

Dejar Comentario